3 noviembre 2010
Autor admin

A lo largo del último año se ha profundizado la necesidad de las empresas españolas de construir lazos comerciales con el exterior para poder insertarse en mercados globales y de esa manera lograr relaciones bilaterales que pudieran generar una reactivación en su economía.

El comercio internacional con China, en este sentido, es un desafío para la economía española. Se trata de un mercado en crecimiento, cuyos habitantes cuentan con un poder adquisitivo que actualmente supera el de los españoles, si se tienen en cuenta las cifras de PIB correspondientes a cada país. Por este motivo, también el comercio exterior representa una amenaza para los españoles, ya que el objetivo primordial está en lograr un balance entre las exportaciones y las importaciones. Un riesgo en la estrategia exportadora es hecho de que al importar productos del exterior, los mismos españoles tengan una preferencia por consumir productos importados antes que los producidos en el mercado interno. Según especialistas en el rubro, el balance ha resultado deficitario en el primer semestre del año, pero se espera que repunte hacia el segundo semestre de 2011 dada la baja demanda que habrá a nivel interno. Pero de todos modos, alertan en que cuando se reactive la demanda interna en España, los balances pueden volver a resultar deficitarios ya que la preferencia por los productos importados podría volver a repercutir en ellos.

Si España apunta a fortalecer sus vías de exportación con China, será necesario que trabaje ampliamente en el desarrollo de estrategias para mejorar su posicionamiento en buscadores de Internet y haga especial énfasis en su participación dentro de Baidu en China, ya que es el mayor buscador del país asiático. Para alcanzar estos objetivos será necesario que España recurra a servicios profesionales abocados al Marketing en Internet, que puedan realizar un desarrollo integral de estrategias de SEO para darle al país más presencia en los buscadores pertinentes.

2 noviembre 2010
Autor admin

Dadas las condiciones y el contexto de crisis que ha golpeado a la economía española en el transcurso del año 2010, los expertos en economía, y especialmente en exportación, señalan que el comercio internacional será una de las vías más importantes para tomar como camino hacia la reactivación económica.

Las empresas productoras de manufacturas y servicios españolas deberían ampliar sus mercados para lograr así capturar vías de comercio globales, en lugar de reducirse únicamente al mercado interno. Dado que éste último está atravesando un proceso de estancamiento, España no podrá salir adelante si no abre sus mercados al exterior. Dentro del mercado exportador específicamente, una de las opciones más seguras implica fomentar el comercio con los países emergentes más desarrollados en la actualidad, como con los casos de China, Japón, India o Brasil.

De los casos mencionados, el comercio internacional con China debería ser el más buscado por los exportadores españoles dado el período de auge que está transitando aquél país, cuyo crecimiento no se detiene. Pero para poder captar este nuevo mercado, España deberá introducirse en el país asiático, no únicamente vender ahí sus productos. Esta estrategia sería fundamental para evitar una desviación en el flujo comercial en la que China podría reducir su comercio con España y comenzar a establecer relaciones con países de otros continentes como Asia o América Latina.

En línea con esta propuesta, España debería incrementar su participación y posicionamiento en buscadores de Internet para así lograr un mejoramiento en las posibilidades de comercio internacional con China. Y debería poner especial atención a su posicionamiento dentro de Baidu en China.

30 octubre 2010
Autor admin

España se muestra cada vez más interesada en establecer relaciones con China y Japón como principales países de destino de sus exportaciones. Si bien las relaciones comerciales con estos países estaban establecidas desde el año 2000, luego de la crisis económica española las empresas exportadoras se han multiplicado.

El caso del comercio internacional con China, por su parte, implica un intercambio bilateral. Es decir que ambos países actúan como importadores y exportadores mutuamente. Por ese motivo, para España sería importante equilibrar la balanza entre importaciones y exportaciones con este país. Si bien las exportaciones han aumentado notablemente en los últimos años, aún se registra una gran diferencia en la balanza comercial, dado que las importaciones desde China superan el número de exportaciones.

De todos modos, es un potencial mercado en crecimiento y habrá que trabajar duro para mantenerlo y aumentar el caudal de negocios en ese destino. Actualmente China se encuentra en el decimocuarto puesto entre los mercados de exportación española. El número puede parecer menor, pero así y todo ese país es el principal mercado de España en Asia y su volumen de compras equivale a las de todo el Mercosur.

Para estimular las relaciones de comercio exterior con China, España debería trabajar en la profesionalización de los estudios de traduccion al chino, de manera de aumentar en el país la cantidad de personas capacitadas para trabajar con ese idioma. Por otro lado, será necesario que las empresas exportadoras lleven a cabo una fuerte estrategia de posicionamiento en buscadores y de esta manera asegurarse una buena vía de contacto con los importadores asiáticos, ya que los buscadores en Internet, en la actualidad, representan un gran potencial para realizar intercambios comerciales.

28 octubre 2010
Autor admin

Junto con la crisis que ha deteriorado la economía española fuertemente en los tres últimos años, se han activado nuevas vías de comercio, enfocadas a la exportación por fuera de la Zona Euro. Éstos nuevos destinos deberían ser fortalecidos para la reactivación de la economía, según la opinión de expertos en exportaciones.

Los especialistas afirman que la exportación es actualmente la única solución a través de la cual la economía española podría paliar la crisis que enfrenta. China, Japón, India o Brasil, entre otros, son los destinos más seductores para las empresas nacionales.

De los países mencionados, el comercio internacional con China, es uno de los objetivos principales detrás de los cuales España se debería concentrar. Esto se debe principalmente a que la economía del país asiático se encuentra en un pico de crecimiento y tiene un poder de consumo muy elevado. El poder adquisitivo promedio de sus habitantes está marcando grandes aumentos y supera, en promedio, el poder adquisitivo de los ciudadanos españoles. Esto se debe a que el costo de vida en China es mucho menor en relación al costo de vida que se estima para los ciudadanos españoles en la actualidad. Y ese hecho repercute directamente en el poder de consumo de los individuos.

China integra el grupo de países emergentes más conocidos BRIC (Brasil, Rusia, India y China), que se caracterizan por tener economías en crecimiento y mercados internos cada vez más fuertes.

Para estimular las relaciones comerciales con China, España deberá incentivar su capacitación y profesionalización en el trabajo de traducción al chino, de la misma manera que deberá mejorar su posicionamiento en buscadores de Internet.

25 octubre 2010
Autor admin

Dentro del contexto de crisis que ha marcado el rumbo de la economía española durante el año 2010, una de las salidas más viables, según señalan expertos en economía, es apostar a las exportaciones y al comercio exterior.

Dentro de este rubro, la perspectiva más favorable apunta a fomentar el comercio con los países emergentes más fuertes del momento, como China, Japón, India o Brasil. El principal objetivo es generar un aumento en la demanda, ya que tanto ésta como el consumo a nivel interno se han visto fuertemente deteriorados generando un impacto desfavorable en la desactivación económica.

El país entonces debería enfocarse en generar relaciones comerciales con aquellos estados que tengan un alto ritmo de crecimiento, como es el caso de la economía china, que se prevé que crezca en un 10,5% este año. El Gobierno español otorga al comercio internacional con China, entre aquél vinculado a otros países emergentes, una buena porción del crecimiento de 1,3% que prevé que registre la economía española para 2011. Junto con estas perspectivas, también estima que las ventas al exterior aumentarán un 6,4% en contraposición a las importaciones, para las que se proyecta un crecimiento del 2,9%. Los mayores crecimientos los representan las exportaciones a Turquía y China, con incrementos superiores al 30%.

China se enmarca dentro de los países emergentes, más conocidos actualmente como el grupo BRIC (por Brasil, Rusia, India y China). Todos constituyen en la actualidad economías en crecimiento cuyos mercados internos se hacen cada vez más fuertes.

En torno a fortalecer las vías de exportación con China, será necesario poner atención en la traduccion al chino de todo lo que nuestra empresa es y lo que ofrece, así como su posicionamiento en buscadores.

28 septiembre 2010
Autor admin

En otras ocasiones, ya nos hemos encargado de señalar las oportunidades de crecimiento que ofrece el mercado chino y la consecuente trascendencia asignada al comercio internacional China. Independientemente de la dimensión y el alcance de sus objetivos, cualquier compañía puede emprender la travesía de instaurar su marca en el gigante asiático. Las opciones para encaminar este desafío son de las más variadas. Una estrategia recomendada por todos, es implementar un eficaz posicionamiento en buscadores de la Web, ya que le permitirá instalar el nombre de su empresa en el consciente colectivo.

Algunas indicaciones a tener en cuenta por parte de los empresarios para que exportar al mercado chino no sea una utopía, son las siguientes:

– Conocer el mercado. Supone tener pleno conocimiento en relación a la competencia (local o internacional), estar al tanto de cuál es la mejor zona para comenzar a exportar, saber cómo posicionar el producto, conocer las correspondientes leyes y normativas que reglamentan el comercio en la región destinataria, entre otros.

– Método de acceso. Los procedimientos son de los más variados, por ejemplo por intermedio de oficinas representativas, acuerdos de licencia o a través de la inversión directa.

– Requerimientos por parte de la compañía. Una empresa que desee desarrollar su actividad en un mercado extranjero como el de China, debe tener bien en claro el tiempo de permanencia en el país, la inversión que se va a requerir, la preparación adecuada de los recursos humanos (especialistas en su actividad, nociones de la traduccion chino, etc.), el potencial de desarrollo de la empresa, entre otros.

27 septiembre 2010
Autor admin

Para que la relación con el comercio internacional China sea lo más productiva posible, debe prestar atención a una serie de aspectos. Uno de ellos es instalar la imagen marca de su compañía en el imaginario colectivo, objetivo que con facilidad puede ser alcanzado por medio de un correcto posicionamiento en buscadores de Internet (que a la vez lo ayudará con otro de los mayores obstáculos como la traduccion chino). La siguiente arista a considerar hace alusión a los sectores o divisiones de la economía que ofrecen las oportunidades más reales para conseguir el éxito.

– Maquinaria y repuestos para las mismas: maquinaria-herramienta; maquinaria textil; maquinaria para procesado y envasado de alimentos; maquinaria para trabajar madera.

– Equipos agrícolas: tecnología y equipos avanzados para el almacenaje y la distribución de productos del sector, como fertilizantes, semillas, etc. También es muy rentable la comercialización de los equipos de riego.

– Ferrocarriles: sistemas de alta velocidad; sistemas de información del transporte ferroviario; transporte ferroviario de contenedores.

– Infraestructura urbana, como ser insumos para el transporte público urbano, sistemas de control de tráfico urbano, entre otros.

– Medioambiente: por sobre todas las cosas proyectos vinculados a potabilizar agua, tratamiento de residuos y energías renovables.

– Automotor: chasis, carrocería y sus componentes y accesorios; componentes de automoción; moldes y productos electrónicos; sistema de control de gases.

– Construcción: materiales de construcción, revestimientos cerámicos, piedras naturales.

– Muebles y Decoración: textiles para el hogar; aparatos de iluminación; muebles.

– Bienes de consumo doméstico, como vinos, aceite de oliva, indumentaria deportiva.

24 septiembre 2010
Autor admin

En el mundo de los negocios, pocos podrían negar la popularidad alcanzada por China. El gigante asiático es dueño de innumerables posibilidades de crecimiento que están a disposición de todo el mundo, solo se requiere algo de iniciativa y nuevas ideas para desarrollar el comercio internacional China. Los datos que avalan lo anteriormente señalado están a la vista de todos:

– La proyección indica que para 2020 China tendrá una población laboral de 1.000 millones de personas.

– Las tasas de crecimiento anuales de la economía del país son siempre superiores al 9%, un porcentaje realmente asombroso.

– En la actualidad, China la tercera potencia mundial, solo por detrás de Estados Unidos y Japón. Además, las previsiones señalan que para 2025 será la primera.

Si bien los empresarios españoles son más que conscientes del auge del mercado chino y de los beneficios potenciales que pueden generar la inserción de sus empresas en este, para los chinos, España sigue siendo un país desconocido desde el punto de vista comercial. La presencia española en el país asiático es prácticamente nula, debido a la escasa tradición y sobre todas las cosas, la falta de estrategias por parte de la propia comunidad empresarial. De entre todas las posibilidades disponibles para revertir esta situación y dar a conocer la imagen marca de cualquier compañía, es la implementación de un adecuado posicionamiento en buscadores de la Web. Baidu en China, un motor de búsqueda informática local, es otro de los elementos que se encuentran a disposición de la dirigencia de cualquier empresa para lograr sus objetivos.

23 septiembre 2010
Autor admin

En la actualidad, en la República Popular hay más de 300 compañías españolas, un número mucho menor en comparación a otros países. Es más, España es la trigésima nación si se tiene en cuenta la presencia de empresas en el comercio internacional China.

Con respecto a los productos y sectores que exportan a China, se destacan los productos químicos (19%), la maquinaria eléctrica (6,9%), productos siderúrgicos (5,9%), las aeronaves (5,3%), componentes de automoción (4,74%), cobre y aleaciones (4,1%), máquinas para producir energía (3%), níquel (3%), mármol (2,9%), automóviles (1,4%), etc.

Por comunidades, quienes mayormente exportan al gigante asiático es Cataluña, con el 25% de las ventas, seguido por Valencia, País Vasco y Andalucía, las tres con el 12%. Luego, continúan Madrid y Galicia, con porcentajes del 9% y 7% respectivamente.

Además de los productos predilectos y que mayor aceptación reciben por parte de los clientes chinos, es importante que los empresarios consideren algunos elementos (favorables o no) si su intención es la de exportar a China:

– Un mercado de una dimensión y magnitud casi ilimitada.

– Una fuerte competencia internacional.

– Gran fragmentación del mercado.

– Considerar un buen posicionamiento en buscadores.

– Una rápida transformación y volatilidad de los contactos, la escasa transparencia de una gran cantidad de potenciales clientes.

– Un sector ferial pendiente de consolidación y muy costoso.

– El auge de las barreras sin aranceles.

– Considerar y solucionar el inconveniente de la traduccion chino.

– Escasa imagen de la marca española.

22 septiembre 2010
Autor admin

La Fundación Valenciaport desarrollará a partir del presente mes de septiembre, un proyecto que enmarcará el análisis de las relaciones comerciales entre nuestro país y el gigante asiático. El estudio, que será financiado por medio de los Planes Sectoriales de Competitividad 2010 del IMPIVA, llevará por nombre “Estudio de las relaciones comerciales entre España-China: el corredor marítimo Comunidad Valenciana-China”.

El objetivo perseguido por el proyecto es el de servir de apoyo a diferentes actores de la sociedad de Valencia (el aparato productivo, la comunidad logístico portuaria, los individuos en general y la propia Autoridad Portuaria) en su intento por facilitar y promocionar acciones que posibiliten el ingreso exitoso dentro del comercio internacional China y en todos los mercados de los países próximos a esta región.

De igual manera, se hará un esfuerzo por potenciar oportunidades de negocio entre los operadores económicos de China y su área de influencia, a través de un estudio estadístico de los flujos comerciales y del patrón modal España-China y China-Comunidad Valenciana. Por medio de la información recolectada, se buscará fomentar la competitividad comercial de la región de Valencia, para que sus empresas puedan instalarse exitosamente en un mercado internacional tan demandante como el chino.

Como empresario, el resultado de este estudio podrá ser de gran utilidad. De todas maneras, considere otras herramientas de éxito que están a su alcance, como realizar un buen posicionamiento en buscadores de la Web. Baidu en China es un motor de búsqueda muy empleado y que le resultará de mucha ayuda si el próximo destino de sus productos es este país.