9:00 | by admin

En los últimos años se ha percibido un cambio muy grande en la sociedad de Japón. El crecimiento de la economía, la toma de decisiones de los políticos para la apertura de la misma cambió la perspectiva de los habitantes de Japón hacia una vista más occidental en el nivel de consumo y estilo de vida.

Testigo de estos cambios son sus nuevos intereses por compatibilizar trabajo, con la familia y sus quehaceres de tiempo libre, todo esto acompañado por la necesidad y el placer de querer residir en hogares más acogedores y funcionales. Estos cambios están favoreciendo a miles de empresas dedicadas a producir bienes de consumo, estudiando las necesidades del mercado a partir de este paradigma en el comportamiento del consumidor japonés

Es por esto que el Gobierno de Japón se ha puesto como objetivo fijo la atracción de inversionistas y de negocios del extranjero, concentrando el mercado internacional en sectores y ciudades que generan crecimiento a través de su desarrollo en la economía japonesa. Las oportunidades están surgiendo mayormente en el sector alimenticio (siempre y cuando estos aporten a la calidad de vida y a la buena salud de los consumidores) en el sector de la tecnologías de la información, en energías renovables (eólica, solar, etc.), y nanotecnología.

El éxito de las importaciones en Japón, para los consumidores y para las empresas que quieran invertir en el mercado internacional se basan en cinco variables principales: calidad, marca, diseño, innovación y la imagen país. La dependencia de los consumidores japoneses a Internet se puede tomar como otra variable, teniendo como aspecto positivo, la presencia de vuestras marcas en la red. El posicionamiento en buscadores es crucial para sumar puntos en el mercado japonés.

Deja una respuesta

Usted debe estar conectado para publicar un comentario.