6 febrero 2011
Autor admin

Internet está en cambio constante, por eso la promoción web, que en ella se desarrolla, también lo está. Las estrategias de posicionamiento en buscadores van mutando y evolucionando de forma vertiginosa, así como los buscadores mismos, es así que ciertas tácticas que hace poco más de 5 años atrás funcionaban (casi) a la perfección, hoy resultan obsoletas y hasta pueden ser penalizadas por buscadores como Google, por citar al más popular. Las diferentes clases de spam que anteriormente podían ponerse en uso a la hora de crear una campaña de promoción en buscadores son un buen ejemplo de lo antes nombrado.

Actualmente, y en el marco de la Web 2.0, que pone a los usuarios como principales protagonistas de la red de redes, tácticas como el e-mail marketing, los banners y el pago por clic resultan insuficientes para lograr un buen posicionamiento en buscadores.

La redacción de contenidos originales y de calidad, se vuelve imprescindible, así como la participación en foros y la existencia de enlaces en las principales redes sociales.  En este sentido, el Copywriting, la creación de artículos que llamen la atención y sean de utilidad para el usuario son de vital importancia, brindando, además, la posibilidad de recibir enlaces externos naturales gracias a la calidad del contenido.

En conclusión, el posicionamiento en buscadores, ya no puede pensarse sólo en relación a los buscadores mismos, sino que debe centralizarse en los intereses de usuarios para recibir tráfico de calidad, que pueda fidelizarse y volverse consumidor de lo que se intenta promocionar en cada campaña.

1 septiembre 2009
Autor admin

Un tema de verdaderamente difícil resolución para la gente que hace SEO es la necesidad de generación constante de contenido único y de calidad, para favorecer nuestro posicionamiento en buscadores. Esta demanda constante genera para mucha gente una verdadero quebradero de cabezas. Analizando finamente, la exigencia de contenido de calidad y que además sea único es difícil de lograr, o al menos lo es a un costo acotado. Por supuesto, si mi presupuesto es ilimitado, podría tener a Steve Ballmer generando posteos para mi blog, pero seguramente esta no es la situación de la mayoría de las personas.

Entonces, cómo solucionarlo. Podemos dividir las fuentes de material en dos grandes grupos: escritores dedicados –ya sean de la misma empresa o tercerizados- y el público en general.
Desaconsejamos la práctica del spinning. Si lo hacemos para generar contenido duplicado o incrementar el tráfico con algún tipo de práctica grey hat, es una cosa. Lo que sería inadmisible es presentarle a los usuarios de nuestro sitio contenido generado por spinning. Primero, éticamente, no es original. Y además nunca queda del todo bien, estilísticamente hablando.

Sin duda, si el contenido de un sitio viene del público esto sirve a varios propósitos. Por un lado, suplimos la necesidad de material, y por el otro podemos utilizar esta participación para crear nuestra comunidad online. Es decir, construimos el contenido de nuestro sitio basados en lo que los usuarios quieren leer, y lo que ellos mismos producen. Para llevar a cabo esto, en primer término tenemos que hacerle saber de manera muy clara a los usuarios qué queremos que hagan y por qué.

Una herramienta que nos puede servir es la construcción de un foro de discusión. Hay numerosas herramientas gratis que permiten hostearlo, customizarlo, y ponerle todas las características que deseemos. El tema es que, como todo en SEO, exige tiempo. Tiempo para administrarlo, para controlar que no haya spam, para responder a las inquietudes de la gente, y para desarrollarlo hasta que se convierta en un cuerpo consistente de material auténticamente novedoso y original.

Una vez que el contenido del foro se va poblando, los artículos, o posteos, o respuestas  interesantes se pueden viralizar. Asegúrate de incluir un permiso para esto en las condiciones que aceptan los usuarios al ingresar al foro. Permite URL personales –no spam- y no tortures a tus visitantes con esos odiosos Captcha! Verás como paulatinamente tu comunidad online crece, como una planta bien regada, de esta manera catapultando tu posicionamiento en buscadores.